jueves, 28 de julio de 2016

La niña interior también se ríe!!


Hoy recordaba, como a lo largo de los últimos años, en distintos talleres y cursos, me he parado a mirar a la niña interior. Muchas veces he sentido, que nuestros niños interiores estaban tristes, asustados, se sentían solos y a través de visualizaciones llegábamos hasta ellos para abrazarles, darles la seguridad y la calma que en su momento no tuvieron.

Pero mi niña interior también se ríe a carcajadas, incluso se hace pis de la risa, (los que me conocéis, lo sabéis de sobra), una risa que sale de adentro, de los pies hacia la campanilla, que obliga a cerrar los ojos para que no se salgan de la órbita, que muestra los dientes de leche y el sentido del humor como principal varita mágica para transitar esta experiencia.

Me gusta mirar esta foto y darme cuenta de como soy cuando me río a carcajadas.

Feliz jueves con todo mi amor


martes, 26 de julio de 2016

Ana…



Esta mañana, mientras tomo café de nuevo, pienso en lo rodeada que estoy del nombre cuya onomástica se celebra en este martes precioso de julio: Ana

Ana es el nombre del Ser a través del cual llegué a este sueño: Mi madre.

Recuerdo que cuando era una niña, me costó comprender que ella llevaba dos nombres, para mi era exclusivamente "mama", pero para los que nos rodeaban, excepto para mis hermanos, ella era sencillamente Ana.

Es curioso, antes de tener hijos solo tienes un nombre, y el mismo día en el que tu vida se multiplica, pasas a tener dos nombres, el tuyo y … mama. Y así sucesivamente porque mi madre ahora ya tiene 3 nombres: Ana, Mama y Abuela. Uno se lo dieron sus padres, otro se lo dimos sus hijos y el tercero, sus nietos: Mariana, Ignacio, Pablo, Almu, Lucia, Olivia y Blanca Xue.

Y como no, hoy pienso en mi abuela Ana y también en mi bisabuela Ana, una de Badajoz y la otra de Córdoba… también en mi tía Ana de Malaga, (todas ya en el AZUL).

Hay otros nombres importantes para mi que llevan el nombre de Ana incluido, como si algo mágico no quisiera repetir pero si incluir: Mariana… Susana…

Y así, mientras escucho música en la paz de mi casa, sonrío y las soplo un beso a todas las Anas allá donde estén con inmenso Amor.

Almu Fuentes


viernes, 15 de julio de 2016

Nos llena de música



Nuestro espacio, hogar, casa, cocina, pasillos, habitaciones, salón… se han llenado de música. Mi princesa ha abierto el melón de la creatividad y canta hasta altas horas de la madrugada. Viaja con sus instrumentos y se expresa a través de la música trayendo de vuelta muchos recuerdos de mi infancia y juventud.
Momentos de playa y canciones mezclados con chupitos y flores, miradas fugaces y el corazón abierto de par en par. Su dulce voz expresa sus alegrías y miedos al igual que hacía yo a su edad. Sus manos de dedos largos paternales acarician las cuerdas y todos nos paramos a escucharla. Flautista de hamelin de pelo largo y suave voz que nos embelesa y nos transporta.
Y en ese sonar, asoma el verano que este año será especial lleno de notas y sensibilidad juvenil. Este verano un puñado de instrumentos de cuerda se harán hueco en el coche entre la ropa y los sueños y mientras ese día llega… mi niña de pelo dorado sigue tocando.

Feliz semana, cada vez mas cerca de los volantes y los lunares, de la sal y de las olas.

Almu Fuentes

lunes, 27 de junio de 2016

Cada estrella… es una huella


Mis labios vuelven a estar nutridos, expectantes, estrellados. Cada estrella representa mi esencia, el juego, la experiencia. Me gusta imaginar que son lugares sagrados de momentos vividos con huellas doradas imposibles de olvidar. Juguemos a besarnos respetando los brillos individuales.
Mi boca es mi mapa aquí en este juego, tal vez para otros me sobre una estrella o quizás me falte alguna, y sin embargo, bésame tan suavemente y con tanto amor que no haya ningún cambio en mi constelación labial… cuida que no se me caiga ninguna estrella y yo haré lo mismo.

Con inmenso Amor
Almu Fuentes


lunes, 20 de junio de 2016

Piedra, papel o me besas


Lo he comprendido. Cada persona con la que me he cruzado y que me ha gruñido, criticado, tratado mal, reprochado, no ha sido más que el reflejo del juicio que yo me estaba haciendo en ese momento sobre mi. Todo ha sido perfecto, milimétricamente correcto y eso me asombra hasta dejarme maravillada. Me explico, cuando alguien ha saltado mis límites es sencillamente porque yo me había hecho el horrible juicio de sentirme una mierda, incapaz de delimitar mis espacios.


Cuando alguien me ha hecho reproches era porque yo me estaba impidiendo ser libre al crear el tremendo juicio de "no merecer la libertad".


Cuando alguien me ha hecho daño, era porque yo estaba cometiendo la injusticia contra mi, de sentir que no era importante, que podía encajar el dolor y que además incluso lo merecía.
Todo es un juego, lo habréis leído un montón de veces en mi blog. Un juego muy sencillo, y una vez que te enteras, todo cambia. Gracias pues, a todos mis maestros, maestras, a ese señor que me ha gruñido mientras conducía, a la que me ha dicho cosas que me dolían, a las que no han venido a mis talleres, a las que han abusado, a las que han sido ingratas, a las que no han valorado mi amor, a las que me han exigido lo que no deseaba dar, a las que me han reprochado mi falta de tiempo, mis modales, mis palabras. Gracias a todas las personas de corazón. Ahora voy a jugar a ….


Juegas????

Todo mi amor…

Almu Fuentes

miércoles, 25 de mayo de 2016

No te ignores… solo perdónate



Hace unos días compartí una entrada en Facebook sobre las 9 cosas por las que no debes sentirte culpable, y fué compartido más de 85 veces… Wowwwwww

Eso indica el altísimo nivel de culpabilidad que sentimos y lo que sufrimos por ello.

Si, seamos honestos. Nos sentimos culpables y cuando esto sucede NOS JUZGAMOS, pero no un poquito, sino a lo bestia. Lo que pasa es que como el mensaje es interior y nadie teóricamente lo oye más que uno mismo, lo ignoramos. Hacemos como los niños que si no ven, les parece que no está. O cuando empezamos un régimen y sin que nadie nos vea, asaltamos la nevera… nos hemos acostumbrado a vivir de esta manera pensando que no podemos hacer nada?

Pues si podemos hacer algo!! porque la Conciencia, el Campo, o quién creamos cada uno, pone a nuestra disposición un montón de posibilidades para que podamos observar ese juicio. Con la mente dual no nos enteramos de nada, somos sordos y ciegos a la experiencia. Sin embargo con la mirada cuántica lo pillamos de inmediato.

Por eso llevo un tiempo, (y el que me queda), hablando del pensamiento cuántico, la forma de pensar que  nos acompaña amorosamente a corregir el juicio. Y es que debe de haber alguien muy grande, pero MUY GRANDE, dentro de cada uno de nosotros porque su habilidad para ponernos frente al juicio es digna de un premio. Además debe de haber una RED increíble que nos une entre nosotros, puesto que en las escenas, siempre hay alguien que viene a colaborar.

A medida que vas practicando este nuevo paradigma, soltar es mucho más fácil, que las situaciones no se repitan una y otra vez es posible, solo hay que tener un pelín de consciencia dentro del sueño para darnos cuenta.


Almu Fuentes


jueves, 12 de mayo de 2016

Despiértame por favor



Despiértame, porque dormida creo en lo bueno y en lo malo.
Despiértame porque durmiendo sueño que tengo que hacer tantas cosas que no llego,
creo en que puedo ponerme enferma, imagino peligros y conflictos.

Despiértame, porque dormida me atrapan mis creencias y las de mis ancestros, porque dormida creo que tengo ancestros que me pasan información no resuelta, que me piden que transcienda lo que ellos no pudieron trascender.

Despiértame, porque dormida no alcanzo a AMAR, solo a querer, a controlar, a poseer, a victimizarme, a ser atacada, a creer que tengo que defenderme.

Despiértame, porque en el sueño imagino que estoy sola, abandonada, busco el que me quieran, el que me acepten. Porque en el sueño tengo que ser un personaje que no comprendo, y me confunde y no llego…

Despiértame, porque mientras duermo busco fuera, porque invento conceptos en los que creo y no sé donde están.

Despiértame, porque estoy cansada a veces de estar dormida, porque intento abrir los ojos y cuando creo que se van a abrir se me cierran, porque no se quien soy ni que hago aquí.

Despiértame o al menos inténtalo, dame la mano en el sueño, dime que nada es real, recuérdamelo.

Despiértame y tal vez si coincidimos podamos despertar a otros, y si acaso volvemos a dormirnos los dos, por favor… que alguien nos despierte o al menos lo intente…



Todo mi amor desde mi sueño profundo con la mano extendida a quien pueda o quiera ayudarme a despertar.

Almu Fuentes